Categorías
Arte Sacro

San Ignacio de Loyola

 

Resultado de imagen para epoca oscura edad media

Un 12 de marzo de 1622 Ignacio de Loyola es canonizado. Había nacido en 1491, murió en 1556.

Fue contemporáneo de grandes santos y también de grandes herejes, como Calvino, Lutero y Enrique VIII

Compuso san Ignacio, unos Ejercicios espirituales en los que el hombre contempla su relación con Adán, con Cristo, con el Día del Juicio Final. “Mirarme como una llaga y postema de donde han salido tantos pecados y tantas maldades y ponzoña tan turpíssima”. Contemplar el propio pecado para la imitación de cristo. Era así como se reformaría la iglesia, reformando al individuo, así lo había hecho Francisco de Asís. No destruyendo la obra de Dios como lo hacen los Herejes.

Le toco vivir una época en la que el alto clero, seguía estudios jurídicos, más bien que teológicos.

Los obispos estaban doctorados en derecho mientras la teología quedaba relegada, la rampante ignorancia en el clero, privaba a los fieles de una predicación eficaz y repelidos por la aridez teológica, terminaban por acogerse a formas de devoción  a menudo supersticiosas, acompañadas por la decadencia del prestigio del papado.

Como respuesta habían surgido movimientos de devotos que tenían por lo general carácter laical, aunque también los hubo de origen seglar, así La imitación de Cristo, escrito entre 1420-1424 por Tomás de Kempis, iluminó el regreso a la vida consagrada.

En este periodo surgieron cientos de nuevas comunidades religiosas, cuyo aporte consistía en un mayor interés por la vida activa, respecto de la contemplativa.

El emperador Carlos V, quería castigar al papa por su ingerencia en política y el descuido de Dios.https://youtu.be/ZFIDuYoEW4A?t=11s

Resultado de imagen para sacco di roma schweizergarde

 

Martin Lutero llevaba diez años extendiendo sus herejías, pero la Roma papal seguía inmersa en el relativismo y el hedonismo.

Armó un ejercito de 20.000 hombres, italianos, españoles y alemanes, incluyendo mercenarios luteranos, para tomar por asalto a la Ciudad Eterna y les da licencia para saquear.

Durante toda la noche las campanas sonaron en el Capitolio para llamar a los romanos a las armas, pero ya era demasiado tarde para improvisar una defensa efectiva. En la madrugada del 06 de mayo, se inicia el  asalto.

Los guardias suizos se unieron alrededor del Obelisco Vaticano, decidieron permanecer fieles a su juramento hasta la muerte. El último de ellos es sacrificado en el altar de la Basílica de San Pedro.

Su resistencia permitió que el Papa fuese capaz de ponerse en fuga, con algunos cardenales.

La licencia ilimitada para robar y matar duró ocho días y la ocupación de la ciudad nueve meses.

“El infierno no es nada comparado con lo que Roma vive ahora”, dijo en un informe a Venecia el 10 de mayo 1527, Ludwig von Pastor (Historia de los Papas, Desclée, Roma, 1942, vol. IV, 2, p. 261).

Los palacios de los cardenales fueron saqueados, las iglesias profanadas, sacerdotes y monjes asesinados o esclavizados, las monjas violadas y vendidas en los mercados.

Un burro estaba cubierto con ropas eclesiásticas y llevado al altar de una iglesia. El sacerdote que se negó a darle la comunión fue despedazado.

Un testigo presencial, español, nos da una visión un mes después del saqueo:

“En Roma, capital de la cristiandad, no suena ninguna campana, no hay iglesias abiertas y no se dice una misa, no hay día Domingo ni festivo. Las Tiendas de Los ricos comerciantes son establos para los caballos, los edificios más hermosos están devastados, muchas casas quemadas, han quitado las puertas y ventanas, las calles se convirtieron en un estercolero.
Es horrible el hedor de cadáveres: los hombres y las bestias tienen la misma tumba; en las iglesias Vi cadáveres roídos por los perros. No sé con qué más comparar esto, sino con la destrucción de Jerusalén.
Ahora reconozco la justicia de Dios, que no olvida aunque sea tarde, no podemos creer que esto no ha sucedido por casualidad. Sino, por juicio de Dios “(L. von Pastor, Historia de los Papas, cit., Pág. 278).

El 17 de octubre 1528 las tropas imperiales dejaron una ciudad en ruinas. Todo el mundo supo que habia sido un castigo de Dios.

El concilio de Trento en 1545 ordenaría la publicación de un Catecismo para revertir este estado de ignorancia que permitió que un fraile desencadenara un cisma.

El Capitán San Ignacio de Loyola, lideraría la contra reforma contra los protestantes como general de los Jesuitas.

Fue canonizado junto con:

Felipe Neri

Teresa de Ávila

Francisco Javier

“Donde abunda el pecado sobreabunda la gracia”, es una generación de Santos la que surge de la Reforma y las guerras subsecuentes, la guerra de los 80 años, la guerra de los 30 años y contando…

 

 

Por #bottegadivina

Bottega Divina es un Canal dedicado a aplicar la tradición moral Cristiana a situaciones críticas en la política y la sociedad. Abogamos y velamos por la aplicación de los principios fundamentales de la sociedad, como el derecho natural, en los ámbitos políticos y sociales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s