Categorías
Arte Sacro

Sagrado Rostro

ORACIONES DE REPARACIÓN AL DIVINO ROSTRO DE JESÚS.

Como lo pidió Nuestro Señor Jesucristo, estas oraciones han de rezarse los Domingos y Días Santos de Precepto, públicamente (de ser posible) y de preferencia, ante el Santísimo Sacramento o ante una imagen del Divino Rostro.

El Papa Pío XII concedió que la fiesta de la Santa Faz de Jesús se observarse el martes de Carnaval, el día antes del Miércoles de Ceniza.

En 1898 el fotógrafo italiano Secondo Pia fue sorprendido por el negativo de la imagen de la síndone, que había permanecido oculta por casi 2000 años hasta la invención de la Fotografía, en su cuarto oscuro mientras revelaba la primera fotografía que se tomó de la Sábana Santa. El sagrado rostro se “REVELÓ”, ante el mundo.

Sindone o Sabana santa de Turín

Amado Señor, por medio del Doloroso e Inmaculado Corazón de María, yo (nosotros) Te ofrezco (ofrecemos) estas oraciones en reparación por los pecados que más ofenden a Dios en estos tiempos modernos los pecados de BLASFEMIA y la PROFANACIÓN DEL DOMINGO y Tus Días Santos de Precepto:

Un Padrenuestro, Avemaría y Gloria al Padre.

LA ORACIÓN DE LA “FLECHA DORADA”

Dictada por Nuestro Señor a Sor María de San Pedro

Que el Santísimo, Sacratísimo, adorabilísimo, misteriosísimo e inefable Nombre de Dios sea alabado, bendito, amado, adorado y glorificado en el Cielo, en la tierra y en el infierno, por todas las criaturas de Dios y por el Sagrado Corazón de Nuestro Señor y Salvador Jesucristo, en el Santísimo Sacramento del Altar. Amén.

Después de recibir esta oración, le fue concedida una visión a Sor María de San Pedro, en la cual vio el Sagrado Corazón de Jesús herido con deleite por esta “Flecha Dorada” y cómo brotaban de él torrentes de gracia para la conversión de los pecadores.

LETANÍA DEL DIVINO ROSTRO DE JESÚS

¡Yo Te saludo, Te adoro y Te amo, oh Rostro ado- rable de Jesús, mi Amado, noble Sello de la Divinidad! Ultrajado de nuevo por los blasfemos, Te ofrezco, por medio del Corazón de Tu Santísima Madre, la adora- ción de todos los Ángeles y Santos, con la humilde sú- plica de que repares y renueves en mí y en todos los hombres Tu Imagen desfigurada por el pecado.

Oh Rostro Adorable que fuiste adorado con profundo respeto por María y José cuando Te vieron por primera vez, ten misericordia de nosotros.

Oh Rostro Adorable que en el establo de Belén llenaste de alegría, a los Ángeles, los pastores y los magos, ten misericordia…

Oh Rostro Adorable que en el Templo traspasaste con un dardo de amor, al santo anciano Simeón y a la profetisa Ana, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que llenaste de admiración a los Doctores de la Ley cuando apareciste en el Templo a la edad de doce años, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que posees la belleza siempre antigua y siempre nueva, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que eres la obra maestra del Espíritu Santo, en el que el Padre Eterno se complace, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que eres el espejo inefable de las perfecciones divinas, ten misericordia…

¡Rostro Adorable de Jesús, que el día de Tu Pasión Te inclinaste lleno de misericordia en la Cruz por la salvación del mundo! Una vez más por piedad inclínate hacia nosotros, pobres pecadores. Míranos con compasión y danos Tu Paz.

Oh Rostro adorable, brillante como el sol y radiante de gloria en el Monte Tabor, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que lloraste y te afligiste ante la tumba de Lázaro, ten misericordia…

Oh Rostro adorable, que te entristeciste al ver Jerusalén y derramaste lágrimas sobre esa ciudad ingrata, ten misericordia…

Oh Rostro adorable, que te inclinaste hasta el suelo en el Huerto de los Olivos y te cubriste de confusión por nuestros pecados, ten misericordia…

Oh Rostro adorable, cubierto del sudor de sangre, ten misericordia..

Oh Rostro adorable que fuiste golpeado por un siervo vil, cubierto con un velo de vergüenza y profanado por las manos sacrílegas de Tus enemigos, ten misericordia..

Oh Rostro adorable que con Tu divina mirada heriste el corazón de San Pedro con un dardo de dolor y de amor, ten misericordia…

¡Sé misericordioso con nosotros, oh mi Dios! No desprecies nuestras oraciones cuando, en medio de nuestras aflicciones, clamemos Tu Santo Nombre y busquemos con amor y confianza Tu Rostro adorable.

Oh Rostro adorable, lavado y ungido por María y las  santas  mujeres  y  cubierto con una sábana,  ten misericordia…

Oh  Rostro  adorable,  resplandeciente  de  gloria  y belleza el día de la Resurrección, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que Te ocultas en la Eucaristía, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que aparecerás al final de los tiempos en las nubes con gran poder y majestad, ten misericordia…

Oh  Rostro  adorable  que  harás  temblar  a  los pecadores, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que regocijarás a los justos por toda la eternidad, ten misericordia…

Oh Rostro adorable que mereces toda nuestra reverencia, nuestro homenaje y adoración, ten misericordia…

¡Oh Señor, muéstranos Tu Rostro y nos salvaremos! ¡Oh Señor, muéstranos Tu Rostro y nos salvaremos! ¡Oh Señor, muéstranos Tu Rostro y nos salvaremos!

ORACIÓN PARA OFRECER EL DIVINO ROSTRO DE JESÚS A DIOS PADRE PARA APLACAR SU JUSTICIA Y ATRAER SU MISERICORDIA

Padre Todopoderoso y Eterno, puesto que Nuestro Divino Salvador se ha complacido en revelar a la humanidad en tiempos modernos el poder que reside en Su Divino Rostro, acudimos a este Tesoro en nuestra gran necesidad. Puesto que Nuestro Salvador mismo prometió que al ofrecerte Su Divino Rostro desfigurado en la Pasión, Él nos procurará lo necesario para nuestros hogares y que nada nos será negado, ahora nos presentamos delante de Tu trono.

Padre Eterno, aparta Tu mirada de ira de nuestro pueblo culpable, cuyo rostro se ha vuelto repugnante ante Tus ojos. En vez de ello, mira el Rostro de Tu Hijo Amado; porque es el Rostro de Aquel en quien Tú te complaces. Ahora Te ofrecemos Su Divino Rostro cubierto de sangre, sudor, polvo, saliva y vergüenza en reparación de los peores pecados de nuestro tiempo que son el ateísmo, la blasfemia y la profanación de Tus días santos.

De este modo esperamos apaciguar Tu justa ira provocada contra nosotros. El Abogado Todo Misericordioso abre Sus labios para implorar por nuestra causa. Oh, Dios, escucha Sus lamentos, mira Sus lágrimas y, por los méritos de Su Divino Rostro, escúchalo cuando intercede por nosotros miserables pecadores.

“Regocíjate, hija Mía, porque se acerca la hora en que nacerá la obra más bella bajo el sol..”

– Nuestro Señor a Sor María de San Pedro

EL DIVINO ROSTRO DE JESÚS

Imagen milagrosa del velo de La Verónica, se conserva en San Pedro. Roma.

PROMESAS DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO

A Sor María de San Pedro, monja Carmelita de Tours, Francia, en favor de quienes honran Su Divino Rostro.

  1. Al ofrecer Mi Rostro a Mi Padre Eterno, nada será negado y se obtendrá la conversión de muchos pecadores.
  2. Por Mi Divino Rostro harás milagros, aplacarás la ira de Dios y atraerás del Cielo misericordia sobre los pecadores..
  • Todos aquellos que honren Mi Divino rostro en espíritu de reparación, realizarán, al hacerlo, el oficio de la piadosa Verónica.
  • Con el mismo cuidado que tengan en hacer reparación a Mi Rostro, desfigurado por las blasfemias, cuidaré de sus almas que han sido desfiguradas por el pecado. Volveré Mi Rostro es el Sello de la Divinidad que tiene la virtud de reproducir en las almas la imagen de Dios.
  • Quienes defiendan Mi causa en la Obra de Repa- ración, por medio de palabras, oraciones o escritos, especialmente Mis sacerdotes, Yo los defenderé ante Mi Padre y les daré Mi Reino..
  • Así como en un reino puedes procurar todo lo que deseas a través de una moneda grabada con la efigie del rey, en el Reino de los Cielos obtendrás todo lo que desees con la moneda preciosa de Mi Divino Rostro.
  • Quienes contemplen en la tierra las heridas de Mi Rostro, en el Cielo lo contemplarán radiante de gloria.
  • Recibirán en sus almas una irradiación brillante y constante de Mi Divinidad, que por su semejanza con Mi Rostro los hará brillar en el Cielo con particular esplendor.
  • Los defenderé, los preservaré y les aseguraré la Perseverancia Final.

REVELACIONES DE LA REPARACIÓN A SU DIVINO ROSTRO, Como fueron transmitidas a Sor María de San Pedro

  • …Es voluntad expresa de Dios que esta devoción sea establecida en cada diócesis; que sea propagada con el mayor celo; y se le otorgue una instrucción papal de tal modo que nunca perezca.
  • …Esta devoción debe tener el DOBLE PROPÓSITO DE REPARACIÓN POR LA BLASFEMIA y REPARACIÓN POR LA PROFANACIÓN DEL DOMINGO y los Días Santos de Precepto, ambos pecados principales que en tiempos modernos están provocando la ira de Dios.
  • Sor María dijo: “Él me hizo ver entonces que este pecado aterrador hiere Su Divino Corazón más gravemente que cualquier otro pecado, mostrándome cómo por la BLASFEMIA el pecador lo maldice en Su Rostro, Lo ataca públicamente, anula Su Redención y pronuncia su propio juicio y condenación… El Salvador me hizo entender que Su justicia estaba enormemente irritada por los pecados de la humanidad, pero particularmente contra aquellos que directamente ultrajan la Majestad de Dios esto es, con el Comunismo, el Ateísmo, las maldiciones y la profanación del Domingo y los Días Santos. Él dijo:
  • “Los verdugos me crucificaron un Viernes, LOS CRISTIANOS ME CRUCIFICAN EL DOMINGO”.
  • … ESTA ASOCIACIÓN SERÁ LLAMADA “DEFENSORES DEL SANTO NOMBRE DE DIOS.”
  • … Cada día, en espíritu de REPARACIÓN, los miembros deberán rezar un Padrenuestro, Avemaría, Gloria y la oración de la “Flecha Dorada”. Los Domingos y Días Santos de Precepto deberán rezarse TODAS las oraciones.
  • …Los miembros deberán abstenerse ellos mismos de trabajar los Domingos y hacer lo que esté a su alcance para que otros dejen de realizar todo trabajo servil innecesario en los días santos del Señor.
  • …Los miembros deberán llevar una cruz especial con las palabras: “Bendito sea el Nombre de Dios” en el anverso y “¡Retírate Satanás!” en el reverso, lo que confiere un recurso especial para derrotar al demonio de la blasfemia.
  • …Cada vez que uno escuche una maldición, deberá repetir las dos breves inscripciones en cada cara de la cruz, y así vencerá al maligno y dará gloria a Dios.
  • …La asociación se pondrá bajo el patrocinio de San Miguel, San José, San Martín de Tours, San Luis, Santa Verónica y Santa Teresa de Ávila.
  • …Nuestro Señor desea que Su Divino Rostro sea ofrecido como objeto exterior de adoración a todos Sus hijos que se asociarán a esta obra de Reparación. Su Divino Rostro es la Imagen misma de Dios. “Ofrécelo incesantemente a Mi Padre por la salvación de tu país.”
  • …”El tesoro de Mi Divino Rostro en sí mismo posee un valor tan extraordinario que por medio de él TODOS los asuntos de Mi casa se arreglan rápidamente. ”
  • …”Si supieras cuánto complace a Mi Padre ver Mi Rostro.”
  • …Esta es una revelación antigua del Cielo respecto al Comunismo. Nuestro Señor dijo que esta devoción lo derrotará. Es, por tanto, la devoción “hermana” de la devoción de Fátima, necesaria para salvar al mundo. (Mucha gente experta dice que el “colapso” presente del Comunismo es un engaño. Nuestro Señor dijo que estas devociones son necesarias hoy más que nunca.)
  • …Nuestro Señor dijo a Sor María: “¡Ay de aquellas ciudades que no hagan esta Reparación!”
  • …Él dijo: “Los pecadores son arrebatados de este mundo y son arrojados en el infierno como el polvo que es arrastrado por la furia de un tornado. ¡Tengan piedad de sus hermanos y oren por ellos!”
  • … Se puede hacer una NOVENA DE REPARACIÓN PARA OBTENER UN FAVOR, rezando la oración de la “Flecha Dorada” y la “Letanía del Divino Rostro” nueve días consecutivos, de preferencia ante el Santísimo Sacramento o la imagen del Divino Rostro, acudiendo a la Confesión y recibiendo la Sagrada Comunión..

LAS REVELACIONES DE NUESTRO SEÑOR FUERON SEGUIDAS POR 30 AÑOS DE MILAGROS que dieron testimonio de la verdad y el poder de esta devoción.

En 1835 el Papa León XIII, por instrucción pontificia, estableció esta devoción como una archicofradía; y contrariamente a lo acostumbrado, inmediatamente la estableció PARA EL MUNDO ENTERO. Fue practicada universalmente hasta antes de la I Guerra Mundial.

EL DESCUIDO DE ESTA DEVOCIÓN Y DE LAS PETICIONES DE NUESTRA SEÑORA EN FÁTIMA EN 1917, ESPECIALMENTE EL ROSARIO DIARIO, tuvo como consecuencia dos guerras mundiales, el asesinato y la esclavitud de miles de millones de personas por el Comunismo y un aumento sin precedentes en el pecado y la pérdida de la fe. Este folleto es imprimido con la intención de revivir esta devoción extremadamente importante, que Cristo quiere que perdure hasta el final de los tiempos.

Fue igualmente la devoción favorita de Santa Teresa del Niño Jesús y la Santa Faz. Ella dijo que el Rostro sufriente y herido de su amado Jesús fue el fundamento de toda su piedad. A la edad de 12 años, Santa Teresa y toda su familia se registraron como miembros de la Archicofradía de Reparación al Divino Rostro, en Tours, Francia. El Papa San Pío X llamó a Santa Teresita “la Santa más grande de los tiempos modernos.”

Una jaculatoria que deberá rezarse frecuentemente durante el día:

PADRE ETERNO, te ofrezco el Divino Rostro de Jesús, cubierto de sangre, sudor, polvo y saliva, en reparación de los crímenes de los comunistas, los blasfemos y por los que profanan el Santo Nombre y el Sagrado Día del Domingo.

Nuestro Señor le dio UNA CORONILLA DE REPARACIÓN a Sor María de San Pedro, para combatir a los enemigos de Dios, especialmente a los comunistas.

En el Crucifijo: Decir “ Dios mío, ven en mi auxilio – Señor date prisa en socorrerme,” y luego rezar un Gloria al Padre.

En la primer cuenta grande: Decir “ Jesús mío, Misericordia,” y un Gloria

En las seis cuentas pequeñas: Decir en honor al sentido del tacto de Nuestro Señor “ Levántate, oh Señor, y que Tus enemigos se dispersen, y que aquellos que Te odian huyan ante Tu Rostro”

En la segunda cuenta grande: Decir “ Jesús mío, Misericordia,” y un Gloria

En las seis cuentas pequeñas: Decir en honor al sentido del oído de Nuestro Señor “ Levántate, oh Señor, …”

En la tercer cuenta grande: Decir “ Jesús mío, Misericordia,” y un Gloria

En las seis cuentas pequeñas: Decir en honor al sentido de la vista de Nuestro Señor “ Levántate, oh Señor, …”

En la cuarta cuenta grande: Decir “ Jesús mío, Misericordia,” y un Gloria

En las seis cuentas pequeñas: Decir en honor al sentido del olfato de Nuestro Señor “ Levántate, oh Señor, …”

En la quinta cuenta grande: Decir “ Jesús mío, Misericordia,” y un Gloria

En las seis cuentas pequeñas: Decir en honor al sentido del gusto de Nuestro Señor “ Levántate, oh Señor, …”

En la sexta cuenta grande: Decir “ Jesús mío, Misericordia,” y un Gloria

En las tres cuentas pequeñas: Decir en honor a la vida pública de Nuestro Señor “ Levántate, oh Señor, …”

En la medalla del Divino Rostro: Decir “Dios, nuestro Protector, míranos, y fija Tus ojos en el Rostro de Tu Cristo.”

Novena en honor del santísimo rostro de Jesús

“Todos aquellos que, atraídos por mi amor y venerando mi semblante, recibirán, en virtud de mi humanidad, una impresión brillante y vívida de mi divinidad. Este esplendor iluminará las profundidades de sus almas, para que en la gloria eterna lo celestial la corte se maravillará de la marcada semejanza de sus rasgos con mi semblante divino “. (Nuestro Señor Jesucristo a Santa Gertrudis)

ORACIÓN PREPARATORIA DIARIA

Oh Santísima y Bendita Trinidad, a través de la intercesión de Santa María, cuya alma fue atravesada por una espada de tristeza al ver la pasión de su Divino Hijo, le pedimos ayuda para hacer una Novena perfecta de reparación con Jesús, unido con todas sus penas, amor y abandono total.

Ahora imploramos a todos los ángeles y santos que intercedan por nosotros mientras rezamos esta Santa Novena al Santísimo Rostro de Jesús y por la gloria de la Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo. Amén.

Día uno

Oración preparatoria diaria

Salmo 51, 3-4.

Ten piedad de mí, oh Dios, en tu bondad, en tu gran ternura, limpia mis faltas; lávame de mi culpa, purifícame de mi pecado.

Oh Santísimo Rostro de Jesús, mira con ternura a los que somos pecadores. Eres un Dios misericordioso, lleno de amor y compasión. Mantennos puros de corazón, para que podamos verte siempre. María, nuestra Madre, intercede por nosotros; San José, ruega por nosotros.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración a Nuestro Padre Todopoderoso Padre

Todopoderoso, ven a nuestros corazones y llénanos de Tu amor que, abandonando todos los malos deseos, podemos abrazarte a Ti, nuestro único bien. Muéstranos, Señor nuestro Dios, lo que eres para nosotros. Di a nuestras almas: Yo soy tu salvación, habla para que podamos escuchar. Nuestros corazones están delante de ti; abre nuestros oídos; apresuremos tu voz. No escondas tu rostro de nosotros; Te suplicamos, oh Señor. Abre nuestros corazones para que puedas entrar. Repara las mansiones arruinadas que puedes morar en ellas. Escúchanos, oh Padre celestial, por el bien de tu único Hijo, nuestro Señor Jesucristo, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, ahora y para siempre. Amén. (San Agustín)

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día dos

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 5-6a.

Mis ofensas realmente las conozco; Mi pecado siempre está delante de mí. Contra ti, solo contra ti, he pecado; ¿Qué es lo malo a tu vista que he hecho?

Oración

Santísimo rostro de Jesús, lamentamos mucho haberte lastimado tanto haciendo constantemente lo que está mal; y por todas las buenas obras que hemos fallado en hacer. Inmaculado Corazón de María; San José, intercede por nosotros, ayúdanos a consolar el Santísimo Rostro de Jesús. Ore para que podamos compartir el tremendo amor que tienen el uno por el otro y por la Santísima y Bendita Trinidad. Amén.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración al Espíritu Santo

Ven, Espíritu Santo, Santificador, todo poderoso Dios de amor, Tú que llenaste de gracia a la Virgen María, Tú que transformaste maravillosamente los corazones de los Apóstoles, Tú que dotaste a todos Tus mártires de un heroísmo milagroso, ven y santifícanos. ; ilumina nuestras mentes, fortalece nuestras voluntades, purifica nuestras conciencias, rectifica nuestros juicios, prende fuego a nuestros corazones y protégenos de la desgracia de resistir tus inspiraciones. Te consagramos nuestro entendimiento, nuestro corazón y nuestra voluntad, todo nuestro ser por el tiempo y por la eternidad. Que nuestra comprensión sea siempre sumisa a tus inspiraciones celestiales y a las enseñanzas de tu Santa Iglesia Católica, de las cuales eres la guía infalible; que nuestro corazón se inflame siempre con amor a Dios y al prójimo; que nuestra voluntad sea siempre conformada a la voluntad divina, y que toda nuestra vida sea una fiel imitación de la vida y las virtudes de Nuestro Señor y Salvador, Jesucristo, a quien con el Padre y con Ti sea honor y gloria para siempre. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día tres

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 6b-7.

Estás justo cuando me pronuncias, sin culpa cuando das tu juicio. Sabes que nací culpable, pecador desde el momento de la concepción.

Oración del Papa Pío IX ¡

Oh Jesús! Echa sobre nosotros una mirada de misericordia; voltea tu rostro hacia cada uno de nosotros como lo hiciste con Verónica; no es que podamos verlo con nuestros ojos corporales, porque esto no lo merecemos, sino que lo volvemos hacia nuestros corazones, de modo que, recordándote, podamos extraer de esta fuente de fuerza el vigor necesario para sostener los combates de la vida. Amén. María, nuestra madre y san José, ruega por nosotros.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración de San Francisco

Todo lo más alto, glorioso Dios, arroja tu luz en la oscuridad de nuestros corazones, danos fe verdadera, esperanza firme, caridad perfecta y profunda humildad, para que con sabiduría, valor y percepción, oh Señor, podamos hacer lo que sea. es verdaderamente tu santa voluntad. Amén.

Oración a los ángeles y santos

Saludamos a Tu, a través del Santo Rostro y el Sagrado Corazón de Jesús, oh todos vosotros, Santos Ángeles y Santos de Dios. Nos regocijamos en tu gloria, y damos gracias a Nuestro Señor por todos los beneficios que Él ha derramado sobre vosotros; Lo alabamos y glorificamos, y le ofrecemos, para un aumento de su alegría y honor, el Santísimo Rostro y el dulce Corazón de Jesús. Ore para que podamos formarnos de acuerdo con el corazón de Dios. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día cuatro

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 8-9.

De hecho, amas la verdad en el corazón; entonces en el secreto de mi corazón enséñame Sabiduría. Oh, purifícame, entonces seré limpio; Oh, lávame, seré más blanco que la nieve.

Oración

Oh Señor Jesús, Quien ha dicho, aprende de mí porque soy manso y humilde de corazón, y Quien manifestó en Tu Santo Rostro los sentimientos de Tu corazón divino, concédenos que podamos amar venir con frecuencia y meditar en Tus rasgos divinos. . Podemos leer allí tu mansedumbre y tu humildad, y aprender a formar nuestros corazones en la práctica de estas dos virtudes que deseas ver brillar en tus siervos. María nuestra Madre y San José nos ayudan.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración en Honor de los Dolores de la Santísima Virgen ¡

Oh Santísima y afligida Virgen, Reina de los Mártires! Quien se paró debajo de la cruz, presenciando la agonía de tu Hijo moribundo, mira hacia abajo con la ternura y la piedad de una madre sobre nosotros mientras nos arrodillamos ante ti para venerar a tus Dolors, y colocamos nuestras peticiones, con confianza filial, en el santuario de tu corazón herido. . Preséntelos en nuestro nombre a Jesús, a través de los méritos de Su más sagrada Pasión y Muerte, junto con sus sufrimientos al pie de la cruz, y, a través de la eficacia unida de ambos, obtenga el favor que humildemente le pedimos. ¿A quién iremos en nuestras necesidades y miserias si no a ti? Oh Madre de la Misericordia, que habiendo bebido tan profundamente del cáliz de tu Hijo, alivia con gracia los sufrimientos de aquellos que todavía suspiran en esta tierra de exilio. Amén.

Oración a las almas en el Purgatorio

Mi Jesús, por las penas que sufriste en tu agonía en el jardín, en tu flagelación y coronación de espinas, en el camino al Calvario, en tu crucifixión y muerte, ten piedad de las almas en el Purgatorio, y especialmente en aquellos que están más abandonados. Libéralos de los terribles tormentos que soportan. Llámalos y admítelos en Tu más dulce abrazo en el Paraíso. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día cinco

oración preparatoria diaria

Salmo 5 1, 10-11.

Hazme escuchar regocijo y alegría de que los huesos que has aplastado puedan revivir. De mis pecados, aparta Tu Rostro y borra toda mi culpa.

Oración

Santo Rostro de Jesús, Sagrado Rostro de Dios, cuán grande es tu paciencia con la humanidad, cuán infinito es tu perdón. Somos pecadores, pero nos amas. Esto nos da coraje. Para la gloria de Tu Santo Rostro y de la Santísima Trinidad, escúchanos y respóndenos. María, nuestra Madre, intercede por nosotros; San José, ruega por nosotros.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración a san José

Querido San José! Adoptanos como tus hijos, hazte cargo de nuestra salvación; cuídanos día y noche; preservarnos de las ocasiones de pecado; obtén para nosotros pureza de cuerpo y alma, y ​​el espíritu de oración, a través de tu intercesión con Jesús, concédenos un espíritu de sacrificio, de humildad y abnegación; obtén para nosotros un amor ardiente por Jesús en el Santísimo Sacramento, y un amor dulce y tierno por María, nuestra Madre.

San José, estar con nosotros en la vida, estar con nosotros en la muerte y obtener para nosotros un juicio favorable de Jesús, nuestro misericordioso Salvador. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día seis

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 12-13.

Un corazón puro crea para nosotros, oh Dios; pon un espíritu firme dentro de nosotros. No nos alejes de tu presencia ni nos prives de tu Espíritu Santo.

Oración

Que nuestros corazones se limpien, oh Señor, por el derramamiento del Espíritu Santo, y que Él los haga fructíferos al regarlos con su rocío celestial. María, la esposa más casta del Espíritu Santo, intercede por nosotros. San José, ruega por nosotros.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración a San Miguel Arcángel

¡Oh, príncipe victorioso, el más humilde guardián de la Iglesia de Dios y de las almas fieles, que con tanta caridad y celo participaron en tantos conflictos y obtuvieron grandes victorias sobre el enemigo; Para la conservación y protección del honor y la gloria que todos le debemos a Dios, así como para la promoción de nuestra salvación, ven, te rogamos, en nuestra ayuda, porque Tus enemigos nos asedian continuamente con tales peligros: carne, el mundo y el diablo; y como Tú fuiste un líder para el pueblo de Dios a través del desierto, también sé nuestro fiel líder y compañero a través del desierto de este mundo, hasta que nos conduzcas a salvo a la tierra feliz de los vivos, en esa bendita patria de la cual nosotros Son todos exiliados. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día siete

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 14-15.

Dame de nuevo la alegría de tu ayuda, con un espíritu de fervor sostenme; para que yo pueda enseñar a los transgresores Tus caminos y pecadores pueden volver a Ti.

Oración

Señor Jesús! Después de contemplar Tus rasgos, desfigurados por el dolor, después de meditar en Tu pasión con compulsión y amor, ¿cómo puede nuestro corazón dejar de inflamarse con un odio sagrado al pecado, que incluso ahora indigna a Tu Adorable Rostro! Señor, no permitas que nos contentemos con mera compasión, sino danos la gracia de seguirte tan de cerca en este Calvario, para que el oprobio destinado a Ti pueda caer sobre nosotros, oh Jesús, para que así podamos tener una participación, aunque pequeña. puede ser, en expiación del pecado. Amén.

María, nuestra Madre, intercede por nosotros. San José, ruega por nosotros.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración en Honor de María

¡Dios te salve María, la hija más encantadora de Dios Padre! ¡Dios te salve María, la más admirable Madre de Dios el Hijo! ¡Dios te salve María, la esposa más casta de Dios Espíritu Santo! ¡Dios te salve María, Templo y Sagrario de la Santísima Trinidad! ¡Dios te salve María, nuestra amante, nuestra riqueza, nuestra rosa mística, Reina de nuestros corazones, nuestra Madre, nuestra vida, nuestra dulzura y nuestra más querida esperanza! Todos somos tuyos, y todo lo que tenemos es tuyo. Oh Virgen bendita sobre todas las cosas, que tu alma esté en nosotros para magnificar al Señor; Que tu espíritu esté en nosotros para regocijarnos en Dios. Colócate, oh Virgen fiel, como un sello en nuestros corazones, para que en ti y por medio de ti seamos hallados fieles a Dios. Concédeme, la Virgen más graciosa, que podamos ser contados entre aquellos a quienes te complace amar, enseñar y guiar, favorecer y proteger como tus hijos. Concédelo con la ayuda de tu amor,Amén. (St. Louis Marie Grignon de Montfort) .

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día ocho

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 16-17.

Oh, rescátame, Dios, mi ayudante, y mi lengua hará sonar Tu bondad. Oh Señor, abre mis labios y mi boca declarará tu alabanza.

Oración

El rostro más misericordioso de Jesús, quien en este valle de lágrimas se conmovió tanto por nuestras desgracias para llamarte a ti mismo el sanador de los enfermos, y el buen Pastor de las almas que se extravió, no permitas que Satanás nos aleje de Ti, sino que mantengas siempre bajo Tu protección amorosa, junto con todas las almas que se esfuerzan por consolarte. María, nuestra Madre, intercede por nosotros. San José, ruega por nosotros.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración a San Pedro

Oh glorioso San Pedro, quien, a cambio de tu fe viva y generosa, tu profunda y sincera humildad y tu amor ardiente, fue honrado por Jesucristo con privilegios singulares, y en particular, con el liderazgo de los otros apóstoles y la primacía de toda la Iglesia, de la cual fuiste hecho la primera piedra, ¿obtienes para nosotros la gracia de una fe viva que no teme profesar abiertamente en su totalidad y en todas sus manifestaciones, incluso al derramamiento de sangre, si la ocasión debería exigirlo, y al sacrificio de la vida misma en lugar de rendirse. Obtenga para nosotros también una sincera lealtad a nuestra Santa Madre la Iglesia. Concede que alguna vez podamos permanecer unidos de la manera más estrecha y sincera al Santo Padre, quien es el heredero de tu fe y de tu autoridad, la única verdadera cabeza visible de la Iglesia Católica. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

Día nueve

oración preparatoria diaria

Salmo 51, 18-21.

Porque en sacrificio no te deleitas, una ofrenda quemada de mí rechazarías; Mi sacrificio un espíritu contrito. Un corazón humilde y contrito No despreciarás. En tu bondad, muestra favor a Sión; reconstruir los muros de Jerusalén. Entonces estarás complacido con el sacrificio legal; holocaustos ofrecidos en tu altar.

Oración

Rostro Sagrado de Nuestro Señor y Nuestro Dios, ¿qué palabras podemos hacer para expresar nuestra gratitud? ¿Cómo podemos hablar de nuestra alegría? Que te has dignado escucharnos, que has elegido respondernos en nuestra hora de necesidad. Decimos esto porque sabemos que nuestras oraciones serán concedidas. Sabemos que Tú, en Tu bondad amorosa, escuchaste nuestros corazones suplicantes y darás, desde Tu plenitud, la respuesta a nuestros problemas. María, nuestra Madre, te agradecemos por tu intercesión en nuestro nombre. San José, te agradecemos por tus oraciones.

Por los méritos de Tu preciosa sangre y Tu Santa Faz, oh Jesús, concédenos nuestra petición; Perdón y Misericordia.

Oración a la Santísima Trinidad

Santísima Trinidad, Divinidad indivisible, Padre, Hijo y Espíritu Santo, nuestro primer comienzo y nuestro último fin. Dado que nos has creado según tu propia imagen y semejanza, concédenos que todos los pensamientos de nuestras mentes, todas las palabras de nuestras lenguas, todos los afectos de nuestros corazones y todas nuestras acciones siempre estén en conformidad con Tu Santísima Voluntad. que después de haberte visto aquí en la tierra en apariencia y de manera oscura por medio de la fe, podemos finalmente llegar a contemplarte cara a cara, en la posesión perfecta de Ti para siempre en el paraíso. Amén.

* Nuestro Padre, Ave María (3x), Gloria.

* Oh Rostro sangrante, Oh Rostro divino, sé toda tu adoración. (3x)

La Oración de la Flecha Dorada

Que el Nombre de Dios más santo, más sagrado, más adorable, más incomprensible e inefable sea alabado, bendecido, amado, adorado y glorificado para siempre en el Cielo, en la tierra y debajo de la tierra, por todas las criaturas de Dios, y por El Sagrado Corazón de Nuestro Señor Jesucristo, en el Santísimo Sacramento del Altar. Amén .

Por #bottegadivina

Bottega Divina es un Canal dedicado a aplicar la tradición moral Cristiana a situaciones críticas en la política y la sociedad. Abogamos y velamos por la aplicación de los principios fundamentales de la sociedad, como el derecho natural, en los ámbitos políticos y sociales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s