Categorías
Criterio

Inmortal

“Estamos al borde de una revolución tecnológica que modificará fundamentalmente la forma en que vivimos, trabajamos y nos relacionamos. En su escala, alcance y complejidad, la transformación será distinta a cualquier cosa que el género humano haya experimentado antes”, vaticina Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial, en su libro “La cuarta revolución industrial”. Un futuro basado en valores multiculturales.

Xi Jinping en el Foro de Davos en enero de 2021, dijo “Seguir el proteccionismo es como encerrarse uno mismo en un salón oscuro: puede que evite el viento y la lluvia, pero también se quedarán afuera la luz y el aire”. El gran capital y el comunismo, reunidos para crear el Estado socialista global. Sin propiedad privada y en el cual los individuos, alterados genéticamente, mitad máquina, son propiedad del estado o de alguna corporación.

Una “aldea global”, por primera vez en la historia de la humanidad, gracias a que todos estamos conectados y somos parte de las mismas conversaciones, preocupaciones y anhelos con total inmediatez, dirigidos o encausados por la censura en las redes que no permite libertad de expresión.

Una sociedad reducida al condicionamiento, como los perros de pavlov, todos obedecen a ciertos estimulos. Solo hay que ver lo que sucede con las cuarentenas, “el dominio y la disposición de los unos sobre los demás” apoyados en el miedo que se vende en los medios.

Mientras, nos monitorean con el GPS que todos llevamos en nuestros bolsillos que permite saber nuestros movimientos y mas grave aun, nuestros gustos y tendencias, así, la big tech sabe lo que haremos, antes que nosotros mismos, gracias a la inteligencia artificial que monitorea nuestras funciones y es la que escribe, lo que leemos en nuestras redes sociales, que son personalizadas.

La domótica con el internet de las cosas serán la clave para el dominio, con lentes de contacto que tomen fotografía y vídeo o audífonos con traducción simultánea de cualquier idioma. Mientras el chip de Musk nos conecta a internet desde nuestra mente. Nos convertiremos en super genios con solo unos implantes que serán casi obligatorios y necesarios, adiós a las fronteras y el pasaporte, el chip abre todas las contraseñas, nos da acceso a lugares, edificios y eventos, controla nuestros signos vitales, permite hacer pagos. Ahora Imaginemos al dueño de esta tecnología, el poder que tendrá sobre todo, seria comparable al de dios, que esta en todas partes y lo puede todo, el anticristo.

La inteligencia artificial esta tan avanzada que es casi imposible saber si estamos hablando con una maquina por teléfono, incluso, pronto sustituirá a los jueces, controla las decisiones de la censura en las redes sociales tanto Facebook como youtube, ya hace unos años tuvieron que desconectar unos computadores que habían desarrollado un lenguaje propio y se comunicaban entre ellos, así que hoy no sabemos si ciertas decisiones han sido tomadas por humanos, el virus informático pasará al hombre y la maquina podrá controlar individuos, como posesos,  con el implante que ya se está probando en humanos. Así, surge la policía del pensamiento, que es esa inteligencia artificial que censura lo que se puede publicar en las redes o en whatsapp y lo borra, o cancela las cuentas de quien lo publica impunemente, como lo hiciera con un expresidente de los estados unidos o un partido político completo en España.

“En 2030 no tendrás nada y serás feliz” anunció el Foro Económico Mundial en su última reunión en Davos. Esto suena peor que el comunismo y matrix, el plan es reducirnos a pagadores de impuestos pasivos y consumidores activos de tecnología que nos reduzca a trashúmanos inmortales, el gran reto a Dios, que estaría equivocado cuando nos creó.

Una aldea global que proteja a la naturaleza pacha Mama, de quien el hombre se hace esclavo.

Unos individuos sin sexo, raza, nación, cultura, familia, clase social, personalidad, carrera, oficio o ideales, esclavos voluntarios, -por las deudas de los implantes o las super vitaminas que los hace “mejores”- de unos dueños que deciden el nuevo orden mundial; que dictan el destino de la humanidad, quien muere y cuando, quien nace y que “poderes” tendrá, algo que costará mucho dinero, hijos a la carta, color de ojos, raza, estatura y características, surgidos de embriones hechos contra la voluntad de dios, quizá quimeras, hombre-simio que proporcionan los servicios de seguridad de la nueva elite, los dueños de la tecnología.

O quizá esclavos también de la Inteligencia Artificial, que superará a la inteligencia humana, haciendo ver a libros como 1984, el amo del mundo o un mundo feliz, como un juego de niños; una tiranía satánica.

La Agenda 2030 propone: “No morirás esperando a un donante de órganos. No se trasplantarán los órganos, se imprimirán”, de esta manera, se diseñarán prótesis, exoesqueletos que ya usan las fuerzas militares, que permitan superar la perdida de cualquier miembro, curar la ceguera y la sordera, la nanotecnología podrá curar el cáncer, la ingeniería genética nos hará inmortales.

La iglesia y la bio ética, no se oponen a los experimentos que se hacen con el genoma humano en seres humanos, en medio de la pandemia, hace poco se anunció la creación de una quimera humano-simio y la creación de un embrión humano artificial, seres sin alma que abren las puertas del mismo infierno.

Con el cambio de arn, que puede ser inyectado, se transformará la humanidad, para acelerar su evolución biológica, liberándola, lo que nos dará la inmortalidad biotecnológica, según publicó la revista time, para el año 2045. los conceptos de identidad, libertad y dignidad humana, desaparecen, reduciendo al hombre a materia biotecnológica.

Sereis como Dioses…

Por #bottegadivina

Bottega Divina es un Canal dedicado a aplicar la tradición moral Cristiana a situaciones críticas en la política y la sociedad. Abogamos y velamos por la aplicación de los principios fundamentales de la sociedad, como el derecho natural, en los ámbitos políticos y sociales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s