Categorías
Arte Sacro

Las “Amistades”

Jesús Amigo bottega
La amistad (del latín amicĭtas, por amicitĭa, de amicus, amigo, que deriva de amare, amar) es una relación afectiva entre dos o más personas. La amistad es una de las relaciones interpersonales más comunes que la mayoría de las personas tienen en la vida. La amistad se da en distintas etapas de la vida y en diferentes grados de importancia y trascendencia. La amistad nace cuando las personas encuentran inquietudes y sentimientos comunes. Hay amistades que nacen a los pocos minutos de relacionarse y otras que tardan años en hacerlo.

Porque assí como el oro, puesto en el crisol, al fuego descubre si es verdadero o falso, assí en tiempo de penas y trabajos se declara la verdadera amistad, la cual es de tal condición que, si es de veras, los amigos han de ser buenos y virtuosos.

Estando Job en el muladar vinieron a visitarle tres amigos suyos, y de verle llagado y tan mal parado estuvieron siete días como pasmados de pena y lástima. Y aunque después le dixeron algunas palabras que le afligieron, al cabo le dieron dones, y fue como principio de bolverse a su prosperidad. Es de su Libro, capítulo segundo y sexto.

El Evangelista San Lucas dize en el capítulo veinte y tres que entre Herodes, rey de Galilea, y Pilato, presidente y justicia mayor por los romanos en Jerusalem, avía alguna enemistad, y que se hizieron amigos por razón que Pilato, oyendo dezir que Jesucristo residía en tierra de Galilea, trayéndosele preso los judíos y pidiéndole que le sentenciasse a muerte, él se le remitió. Lo cual estimó en tanto Herodes, por parecerle que avía estado comedido con él, que, dexadas las enemistades passadas, quedaron amigos.

Aviendo Darío tenido cercada a Babilonia un año y siete meses, y no pudiendo entrarla, Zopiro, amigo suyo, queriendo dar muestra que lo era, cortóse un día las orejas y narizes, y quitado el cabello y barba fuese al rey. El cual, con gran sentimiento de verle assí preguntó quién avía hecho tal, con intento de vengarle. Respondió que él mismo, y que no quiso darle parte por entender que se lo estorvaría. Declaró su intento y passó a la ciudad de Babilonia, publicando que venía huyendo de Darío, que le avía afeado el rostro porque le aconsejava que dexasse libre la ciudad. Los babilonios le hizieron mucha honra. Diéronle cargo de alguna gente. Salió al real y aprovó muy bien, | por donde vino a que le hizieron su capitán general. Y cuando vido ocasión entregó la ciudad a Darío. Él le dio que gozasse toda su vida la renta que della cogía, y dixo que quisiera más sano a Zopiro que averla ganado. Dízelo Heródoto, libro tercero. El hecho fue de bárbaro, el zelo, de amigo.

Por #bottegadivina

Bottega Divina es un Canal dedicado a aplicar la tradición moral Cristiana a situaciones críticas en la política y la sociedad. Abogamos y velamos por la aplicación de los principios fundamentales de la sociedad, como el derecho natural, en los ámbitos políticos y sociales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s